Seguridad en las canchas de fútbol

Escuchamos todos los días el grave problema de lo que sucede en los estadios de Fútbol, todos opinan y nadie da soluciones.
Los espectáculos de éste tipo mueven ciertos intereses fácilmente identificables. La existencia de las barras bravas no son una casualidad. Primero existen porque dan apoyo político interno y externo. Hacen campañas, mano de obra, recaudan fondos, protegen personas y jugadores a cambio de ciertos beneficios. Alientan, todo equipo necesita un grupo de incondicionales que te sigan a todas partes a alentar. Hasta por una cuestión de Marketing, un club con una hinchada importante vende, se hacen contratos de publicidad, se hacen mas socios, sponsors, merchandising, etc.
También son muy fuertes los intereses creados en torno a la seguridad de los espectáculos públicos y en este país donde todos esperan la veta para salvarse, cuando pasa dinero por sus narices, no dejan pasar la oportunidad de quedarse con un vuelto y lo que es peor arman el circo para que así suceda ( y eso es robar).
Es negocio para la policía y dirigentes lograr que los espectáculos sean peligrosos y así poder disponer de una mayor cantidad de efectivos. Por los números que se manejaron en los partidos que se jugaron y lo que perdieron los clubes veo además que se administran muy mal o están en el «curro».
La hora de policía adicional se paga $5,85 si el servicio medio son 300 policías y el servicio se cubre durante 6 horas (porque con 300 policías alcanza para un partido normal no un “clásico» y el servicio se planifica) me da una suma de me da unos $10500.-
Lo primero que hay que hacer es un estudio de seguridad del estadio.
1- ver por donde tienen que entrar las hinchadas (si el equipo es de zona sur, zona norte, del este o el oeste) cómo viajan, dónde se juntan, cómo se los acompañan etc.
2- Según la cantidad de entradas que posee la cancha y evaluar si es necesario abrir todas o algunas. (Esto facilita poder disponer mejor de la policía)
3- Controlar asistencia de la policía dando la asistencia al arribar al estadio con documento. El cobro es personal y posterior al servicio cumplido (se puede cobrar por ventanilla con documento y así evitar que se borren).
4- La policía debe manejar a las masas, lo he visto en varios estadios de la capital hablarle por megáfonos. El 1% del público es barra brava.
5- Los clubes deben contratar personal policial en forma permanente para el club y lugares de entrenamiento.(4 policías 16 horas diarias suman $11.232 mensuales. (éstos harían presencia por cualquier inconveniente originados por barras bravas o aprietes) y se podrían denunciar.
6- Debería asistir en forma obligatoria un fiscal a cada estadio. La justicia debe comprometerse con su deber.
7- La instalación de un sistema de CTV (circuito cerrado de televisión) asistido por personal propio del club el cual se puede formar en la tarea y así bajar costos. ( un operador cobra $650.- por 200 horas trabajadas mensualmente.) De trabajar 4 operadores 8 horas al mes costaría $2600.- pudiendo disponer de los cuatro operadores en los horarios de los partido inclusive.
8- Los clubes deben reservarse el derecho de admisión.
9- Se debe modificar la ley de espectáculos públicos con sanciones más severas (por ejemplo, la concurrencia de los barra bravas en la comisaría antes, durante y después del partido). Si el partido se juega a las 15:00 horas presentarse de 13:00 horas a 19:00 horas.
10- Con el sistema de CCTV se puede identificar a aquellos que ocasionan desmanes dentro del estadio y denunciarlos.
11- En Europa se respeta la localía. Se deben entregar entradas al estadio a los equipos visitantes en proporción a los gastos ocasionados por traslados y alojamientos de los equipos visitantes. Es más fácil manejar 500 o 1000 hinchas visitantes que como ocurre actualmente.
Los clubes de éste modo se sustentarían con sus hinchas y socios. Aquellos clubes que poseen pocos simpatizantes podrían bajar sus entradas y así podrían ir mayor cantidad de gente y volverían las familias a los estadios. Los clubes se convertirían en más seguros y se tendrían que adaptar a la realidad de su nueva economía.
12-Las comisarías deberían realizar un seguimiento permanente sobre los movimientos de las barras entre semana. Se podrían evitar o prevenir incidentes.
13-Verificar la disposición de las hinchadas dentro del estadio.
Como esto podes hacer muchas hipótesis y alternativas, pero lo que si me queda claro es que se tocarían intereses de muchos corruptos que no permiten solucionarlos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.