Fuerzas políticas españolas piden "calma" ante comunicado de separatistas

AGENCIAS
BILBAO.- España se ha despertado con un nuevo comunicado de ETA sobre la mesa. La banda terrorista advierte de que el proceso de paz se encuentra ‘en crisis’ y amenaza con ‘responder’. Las respuestas no han tardado en llegar. El Gobierno vasco pide ‘calma y sensatez’ y advierte a ETA que «no es nadie para negar el derecho de este pueblo a decidir en paz y libertad». Mientras, el PSOE reitera que la paz no tendrá precio político y el PP advierte que es ‘un chantaje más’ que ‘no debería sorprender a nadie’.
En un comunicado, el Gobierno vasco advierte que «ETA no tiene ningún derecho a frustrar las esperanzas de este pueblo y de esta sociedad» y que la banda terrorista «no es nadie para negar el derecho de este pueblo a decidir en paz y libertad». La sociedad, señala, «nos ha conducido a las puertas de la paz y el deseo» y «la voluntad de esa sociedad conseguirá la paz y la normalización: la sociedad vasca podrá decidir».
Vitoria hace, asimismo, un llamamiento a «la calma y a la sensatez» y subraya que «a los partidos políticos y a los representantes de los ciudadanos les corresponde encauzar el camino hacia la normalización y la paz y de su mano estamos avanzando».
El coordinador general de Ezker Batua (EB) y consejero de Vivienda del Gobierno vasco, Javier Madrazo, afirmó que la banda terrorista «tiene que mentalizarse de que no puede tutelar este proceso, que tiene que desarrollarse de forma autónoma y cuyo protagonismo tiene que recaer en la sociedad vasca y en las fuerzas políticas». «ETA tiene que desaparecer ya de la escena política, ETA sobra y estorba», concluyó.
La dirección del PSOE ha respondido a ETA a través del secretario de Relaciones Institucionales y Política Autonómica, Alfonso Perales que la paz no tendrá precio político «y no puede olvidarlo», y que la política en democracia la hacen los partidos políticos que respetan las reglas de la legalidad.
Ésta es la cuarta vez que ETA «habla» tras la declaración del alto el fuego permanente, y lo hace para «responsabilizar al PNV y al PSOE de una supuesta paralización del proceso», señalan los socialistas. Perales recordó que el PSOE no suele valorar los comunicados de ETA, y se limitó por ello a leer una declaración que resume la resolución aprobada por el Congreso de los Diputados en mayo de 2005, y en la que se han basado los pasos del Gobierno.
‘La política en democracia la hacen los partidos políticos’
Alfonso Perales. (PSOE)
——————————————————————————–
Por su parte el PSE-EE hizo público un comunicado sobre el último mensaje de ETA en el que insistió en que «la paz no tiene precio político y que, por lo tanto, la democracia nunca va a ceder a ningún tipo de chantaje o imposición» por parte de la banda terrorista. Los socialistas vascos subrayaron que las «amenazas y coacciones» de ETA «ni van a modificar nuestros principios ni variar nuestras posiciones».
«ETA no va a tutelar ni a condicionar el debate político en Euskadi porque, en democracia, la política está reservada exclusivamente a los partidos políticos y a las instituciones», añadieron.
«En base a estos principios y con firmeza democrática, los socialistas seguiremos trabajando, asumiendo nuestra responsabilidad, para conseguir el final de la violencia en nuestro país, que es lo que desea la ciudadanía vasca y nadie tiene el derecho a frustrar esas esperanzas», reiteró el PSE.
‘Suena a la liturgia habitual de ETA de cara a su ámbito’
Iñigo Urkullu (PNV)
——————————————————————————–
El portavoz de la Ejecutiva del PNV, Íñigo Urkullu, manifestó hoy que el último comunicado de ETA «suena a la liturgia habitual de ETA de cara a su ámbito». Urkullu se preguntó de qué proceso habla ETA en su comunicado. «Si es el proceso de pacificación, ése únicamente corresponde protagonizar en primera instancia a ETA y al Gobierno del Estado».
«Si habla del proceso de normalización política, está mezclando pacificación y normalización, de tal manera que vulnera lo que la propia Batasuna dijo en la declaración de Anoeta», dijo Urkullu, quien emplazó «a la izquierda radical» a que interprete el comunicado y valore «en qué posición queda» tras el mismo.
El secretario general del PP, Ángel Acebes, ha pedido al Gobierno que rompa el proceso de diálogo y vuelva al Pacto por las Libertades y contra el Terrorismo para recuperar «el acuerdo de los grandes partidos» en la lucha contra la banda armada.
Acebes declaró en Onda Cero que el último comunicado de ETA «demuestra que no estaba en ningún proceso de paz, sino en un proceso de imponer sus condiciones y objetivos a traves del chantaje».
Insta al Gobierno a recuperar ‘el acuerdo de los grandes partidos’
Ángel Acebes (PP)
——————————————————————————–
Asimismo, el secretario de Comunicación de los ‘populares’, Gabriel Elorriaga, ha afirmado que Rodríguez Zapatero, «ya debería saber desde hace tiempo» que ETA «sólo tiene un lenguaje, que es el de la coacción y el chantaje».
El dirigente del PP señaló que el último comunicado de ETA es «un chantaje más» de la banda terrorista, que «no debería sorprender a nadie».
El alcalde de San Sebastián, Odón Elorza, ha acogido «con prudencia» el último comunicado de ETA en el que afirma que «el proceso está en crisis» y culpa de la situación al PSOE y al PNV, y atribuyó el mensaje de la banda armada a un momento de «dificultad» en el proceso de paz que «no ha sido el primero ni será el último».
Batasuna aseguró que la «preocupación» por el desarrollo del proceso expresada por ETA es compartida no sólo por la izquierda ‘abertzale’ sino también por la sociedad vasca, y pidió a los partidos una «profunda reflexión» sobre la crisis para alcanzar «compromisos firmes». En un comunicado, la formación ilegalizada muestra su preocupación por los «ataques permanentes», las «amenazas, el aplazamiento del diálogo político y la desfiguración del proceso».
En estos «difíciles momentos», la formación ilegalizada considera «imprescindible la movilización y la participación de toda la sociedad vasca para amparar e impulsar el proceso democrático».
A juicio de Batasuna, la sociedad comparte la «gran preocupación» por el desarrollo del proceso de normalización política, así como por los «ataques permanentes», las «amenazas, el aplazamiento del diálogo político y la desfiguración del proceso», elementos a los que, además de ETA, ya hizo alusión ayer Arnaldo Otegi en una rueda de prensa. En declaraciones a Radio Euskadi, Elorza dijo haber acogido el mensaje de la banda terrorista «sin sacar las cosas de quicio» porque, según sus palabras, ya se advirtió de que el proceso de paz que se debe impulsar «y que el Gobierno y ETA deben llevar a buen término» va a estar «lleno de dificultades y situaciones delicadas» así como de «momentos de presión y altibajos».
«Éste es uno de ellos -aclaró-, no ha sido el primero ni será el último y si junto a este comunicado último de ETA situamos otras manifestaciones que vienen a enturbiar el momento del proceso, podríamos llegar a una conclusión equivocada y es que, como dice ETA, el proceso está en crisis».
En cambio, el alcalde donostiarra se mostró convencido de que el proceso «está vivo» y aclaró que la voluntad del PSE, del PSOE, «en general», y del Gobierno del Estado «sigue siendo una voluntad de avanzar con decisión para que este proceso no se tuerza y llegue hasta las últimas consecuencias».
El secretario general de UDC y diputado de CiU en el Parlament, Josep Maria Pelegrí, mostró su apoyo a PSOE y PNV ante el nuevo comunicado de ETA.
Pelegrí pidió no hacer «oportunismo político en esta cuestión», por lo que confió en que no haya partidos que utilicen la situación «intentando buscar un beneficio propio». El diputado de CiU mostró «pleno apoyo al Gobierno» para llevar a cabo el proceso de paz. Aunque aseguró tener «confianza en el Gobierno», constató que «el proceso podría fracasar».
El presidente de ERC, Josep Lluís Carod-Rovira, ha pedido al Gobierno y a ETA «gestos de distensión» que impidan que el proceso de paz se estanque, como el fin de la ‘kale borroka’, el acercamiento de los presos y, a medio plazo, la legalización de Batasuna.
El líder republicano, quien ha señalado, no obstante, que en su opinión el proceso de paz es «irreversible», y que así lo considera la propia izquierda ‘abertzale’, ha añadido que la pacificación será un «proceso largo», por lo que ha pedido que no se cometan errores, «y la inactividad puede ser uno de ellos».
‘No se debe hacer oportunismo político’
Josep Maria Pelegrí. (CiU)
——————————————————————————–
Aralar considera que tras el último comunicado de ETA «el hecho de que se mantenga la tregua es positivo», si bien entiende que «la advertencia de que se pueda romper constituye una verdadera amenaza que desde el punto de vista democrático no es tolerable».
Tras asegurar que «la tregua se debe mantener», el partido que lidera Patxi Zabaleta afirma en un comunicado que «ése es el hecho y la aportación de ETA que hace posible el diálogo sin exclusiones entre todas las fuerzas políticas». Para Aralar, el comunicado de ETA «incurre una vez más en la no distinción de los objetos de negociación y diálogo que corresponden a ETA, por un lado, y a los agentes políticos por otro lado».
La Asociación de Víctimas del Terrorismo (AVT) asegura que el último comunicado de ETA demuestra «una vez más» que la banda terrorista es «un grupo de asesinos que sólo entiende el lenguaje de las armas y del dolor» y emplaza al Gobierno para que «dé una respuesta contundente a los asesinos».
Según la AVT, se confirma su teoría de que «la negociación entre el Gobierno y los asesinos de ETA se basa en el pago de un precio político a estos últimos». La asociación concluye haciendo un llamamiento «a la rebelión cívica de todos los españoles, ante lo que constituye una agresión intolerable a nuestro Estado de Derecho y a los fundamentos de nuestro sistema político democrático».

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.