Ley Desarme no es la única respuesta

El proyecto de Ley para el Control de Armas, Municiones y Desarme, conocido como Ley Desarme, lleva tres años a la espera de ser promulgado por la Asamblea Nacional (AN), a pesar de haber tenido un amplio consenso y de convertirse en un clamor de la sociedad que espera que su aplicación ayude a disminuir los índices de violencia en el país.
Luis Cedeño, director de la Asociación Civil Paz Activa, indicó que existe una Ley para el Desarme vigente desde el año 2002 que establece, entre otros aspectos, que la gente que entregue su arma ilegal voluntariamente recibirá a cambio un incentivo económico determinado por el Ministerio de Interior y Justicia, cuestión que no ha sido cumplida, «porque se redactó la normativa y no se operacionalizó la ley».
Resaltó el director de Paz Activa que las pistolas que el Ministerio ha destruido fueron requisadas, porque «hasta ahora ningún arma se ha entregado de forma voluntaria con el Plan Desarme».
Cedeño señaló que una ley es tan buena como quien la ejecuta y que si desde 2002 no se han hecho esfuerzos para cumplir lo emanado en la vigente norma para el Desarme, promulgar otro instrumento legal no va a solucionar el problema, por lo que, espera que esta vez el combate a la proliferación de armamento «no se quede en letra muerta».
MAYOR VOLUNTAD POLÍTICA Luis Izquiel, coordinador de Seguridad Ciudadana de la MUD, indicó que debido a que existe una Ley para el Desarme, la reforma de esta instrumento legal «es un comodín que saca el gobierno» cada vez que hay elecciones. Asegura que en cada escenario comicial la desempolvan, sin que hasta ahora haya prosperado.
Izquiel manifestó que más allá de la promulgación de nuevas leyes, «lo que el país necesita es voluntad política, porque el problema no es crear instrumentos nuevos, sino que se cumplan las ya existentes», tal como ha sucedido con la indecisión de los rojitos en cuanto a la aceptación o no del porte de armas, al igual que las medidas especiales que prohíben el uso de armas y municiones en espacios como terminales de pasajeros, unidades de transporte, locales y discotecas, «que no han sido del todo efectivas».
POR FIN VERA LUZ El vicepresidente de la comisión de Política Interior de la AN, José Javier Morales (PSUV), indicó a
Tal Cual que esta ley que entró en agenda en el año 2011, fue trabajada de forma conjunta con la comisión de Defensa y que a partir de allí ha recorrido un largo trecho que culminará en unas tres sesiones más, fecha para la cual espera que ya esté sancionada y que sólo faltaría que sea firmada por el Ejecutivo.
Para el parlamentario, se ha creado una gran expectativa con la Ley Desarme, que por sí sola no va a eliminar la delincuencia en el país, pues hace falta seguir trabajando en la depuración de los cuerpos policiales y el Plan Patria Segura, para poder tener resultados a mediano plazo, «porque este problema afecta a todos por igual, no tiene color político».

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.