Clínico lleva cinco días sin Emergencia

Por quinto día consecutivo la Emergencia de Adultos del Hospital Universitario de Caracas de la UCV permanece cerrada como medida de presión tras el doble homicidio ocurrido el pasado domingo en el piso 6 del centro asistencial, y así se mantendrá hasta tanto no se apliquen las medidas mínimas para garantizar la seguridad del personal médico y pacientes, según se acordó ayer en una reunión del directorio ampliado.
Desde que se tomó esta medida, el pasado lunes en horas de la tarde las puertas de la Emergencia de Adultos se mantienen totalmente cerradas y solo dos funcionarios de seguridad ubicados a las afueras le informan a los pacientes que acuden diariamente que deben dirigirse hacia otros centros asistenciales.
«Aquí no se está atendiendo a nadie. Deben ir a otro centro», es la frase que repite el personal de seguridad, debidamente identificado, a los pacientes que llegan a la emergencia y quedan sorprendidos. «Ahora adónde vamos. Yo vengo a traer a mi esposo que tiene un fuerte dolor en el pecho. Vengo desde los Valles del Tuy y ahora tendré que ir a otros centros», afirmó Carmen Rojas, quien manifestó desconocer la medida de cierre.
Además de la Emergencia de Adultos, las cirugías electivas quedaron paralizadas desde el pasado miércoles, según reveló una fuente que pidió no ser identificada. En el Hospital Clínico unos tres mil pacientes están esperando por una intervención, de acuerdo con cifras divulgadas por la Organización de Médicos por la Salud.
Ayer, de las siete entradas del hospital solo dos permanecieron abiertas y la mayoría de los pacientes que tenían cita para una consulta o hacerse algún examen pasaba por la puerta principal y tenía que presentar el comprobante al personal de seguridad.
En este acceso principal reforzaron la seguridad y habilitaron cinco funcionarios y personal de la milicia que requisaban a quienes ingresaban al hospital.
Directorio sin acuerdo
Pasada la doce del mediodía salió la reunión ampliada de la junta directiva del hospital del Clínico en la cual no se llegó a ningún acuerdo porque no ha cambiado en nada las condiciones de inseguridad de este centro asistencial, según informó Roberto Ochoa, miembro del directorio y representante de la Rectora de la UCV, Cecilia García Arocha en esa junta.
Informó que la Emergencia de Adultos se mantendrá cerrada hasta tanto no se garanticen las medidas de seguridad, entre ellas la instalación de puntos de control en los cuatro accesos a la UCV, al igual que la colocación de portones que restrinjan el paso de vehículos a esa casa de estudios, con el fin de reforzar la seguridad in- terna.
Ocho a dijo que también se está solicitando el desalojo de los comerciantes informales que se ubican en las afueras del hospital, así como las líneas de mototaxis que se concentran frente al centro asistencial y todo tipo de transporte público que presta servicio en la zona.
Por su parte, José Manuel Olivares, vocero de la Sociedad de Médicos Residentes, informó que los médicos al igual que los obreros y empleados del hospital «queremos abrir la Emergencia, pero las condiciones de inseguridad están iguales a las del domingo» cuando asesinaron a dos personas en el piso seis del centro asistencial.
«Mientras no nos garanticen la seguridad, no podremos abrir de nuevo la emergencia», indicó. Criticó la medida anunciada por el titular de Interior, Justicia y Paz, Miguel Rodríguez Torres. «Ahora anuncian un cuarto plan de seguridad en hospitales cuando los otros tres no han operado». Para hoy está prevista una asamblea de médicos, empleados administrativos y obreros donde se tomarán decisiones al respecto.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.