Solo opera 59% de los teléfonos de Patrullaje Inteligente

En un sondeo que se hizo el pasado miércoles, de los 158 cuadrantes de Patrullaje Inteligente del Área Metropolitana de Caracas, apenas fueron atendidas 93 llamadas, lo que quiere decir que solo 59% de los equipos dispuestos por el Ministerio de Relaciones Interiores, Justicia y Paz, para reportar emergencias, están operativos.
Solo en los municipios Chacao y Baruta todos los teléfonos de todos los cuadrantes fueron atendidos por funcionarios de las policías. La parroquia con menos equipos operativos fue Sucre, del municipio Libertador, donde 8 de sus 20 teléfonos estaban apagados.
En general, en Caracas las personas no terminan de familiarizarse con la funcionalidad del sistema de Patrullaje Inteligente, a pesar de que el operativo entró en vigencia desde el 29 de enero de 2014, pues aunque se han difundido por diversos medios los números de los cuadrantes, la gente no los tiene a la mano los números, o no se los saben.
Ruidos molestos
Los oficiales de la Policía Nacional Bolivariana y de las policías municipales que atendieron los teléfonos, informaron que la mayoría de los reportes que reciben son de vecinos que se quejan por ruidos molestos.
«La mayoría de las cosas que reporta la comunidad son ruidos molestos, una que otra violencia de género y gente armada. Por cualquier problema que tienen nos llaman. Nosotros pasamos por el sitio y tratamos de solucionar el problema, si podemos», advirtió un oficial del cuadrante 3 de la parroquia Antímano a través del número 0416-6154240.
En el caso de los cuadrantes 1 y 2 de la parroquia Sucre, en Catia, los dos teléfonos los tenía el mismo oficial, quien aseguró que su grupo de patrullaje tenía que cubrir ambas áreas, pues no tenían suficientes funcionarios.
«El plan de patrullaje inteligente es la manera correcta de mantener las comunidades en permanente contacto con sus policías, pero el modelo que se está aplicando en Venezuela no es el más óptimo, porque la gente no está en capacidad de aprenderse ese montón de número para reportar de acuerdo al lugar de Caracas donde esté», advirtió el abogado y criminólogo Javier Gorriño.
El experto indicó que otro grave problema del sistema de patrullaje inteligente es la precaria formación de los funcionarios de la PNB, quienes solo sirven para solucionar problemas de convivencia, pero no para repeler acciones de grupos delictivos.
«La gente llama cuando hay enfrentamientos entre bandas, pero cuando llegamos ya los delincuentes se han ido, entonces no podemos hacer nada», expresó un oficial del cuadrante número 2 de el Valle, quien si reconoció que los enfrentamientos entre bandas son constantes en ese sector.
En los cuadrantes del centro de Caracas, como San Agustín, La Pastora, Santa Teresa, Catedral y San Juan, la mayoría de los reportes son por robos y robos de vehículos, y riñas callejeras los fines de semana.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.